fbpx

5 mejores cosas que hacer en Arezzo Italia

La ciudad de Arezzo Italia es una joya escondida. Tiene una paz propia de los pueblos que aún no le ha llegado el turismo masivo.

Arezzo, Italia, es la Cenicienta de la Toscana, injustamente eclipsada por la fama de Florencia, Siena y Pisa. No por esta razón, sin embargo, puede considerarse un destino turístico secundario. Por el contrario, Arezzo ofrece todo lo que cabría esperar de la Toscana más hermosa: el ambiente, la hospitalidad, el arte y la gastronomía, pero sin la insoportable multitud de turistas que aflige a las hermanas toscanas más famosas.

Giorgio Vasari y Piero Della Francesca siempre han sido los testimonios históricos de Arezzo. Sus legados artísticos y arquitectónicos son, aún hoy, el mayor atractivo de la ciudad. Todo se refiere a ellos: la logia de Piazza Grande, los frescos de la Basílica de San Francisco, la Catedral de San Donato, la Casa Museo Vasari. Pero no solo hay esto: Arezzo ofrece mucho más. En esta nota te mostramos las 5 cosas que ver durante un fin de semana o unas vacaciones en Arezzo.

Basílica de San Francisco en Arezzo

La Leggenda della Vera Croce - Crédito: iGuzzini
Arezzo Italia – La Leggenda della Vera Croce – Crédito: iGuzzini

La pequeña iglesia, en piedras y ladrillos, es famosa porque alberga La Leyenda de la Vera Cruz de Piero Della Francesca, considerada, con razón, una de las obras maestras absolutas del arte italiano. El ciclo de frescos está inspirado en la Leyenda Dorada, escrita por el obispo de Liguria Jacopone Da Varagine y muy popular en la Edad Media.

Los frescos tienen lugar de una manera no cronológica pero están alineados por simetría. En la parte superior se ubican las escenas al aire libre, en la parte central escenas de la corte sobre un fondo arquitectónico y, en la parte inferior, las batallas. La Basílica de San Francisco en Arezzo atesora un fresco de Luca Signorelli. También el gran crucifijo central obra del Maestro de San Francisco.

Catedral de los Santos Pedro y Donato en Arezzo

 Catedral de Arezzo - Crédito visittuscany.com
Catedral de Arezzo Italia – Crédito visittuscany.com

La Catedral de San Donato es la iglesia de Arezzo que tiene una historia que merece ser contada. Construida en el sitio de la antigua acrópolis de la ciudad, demoró 230 años en terminarse.

Un detalle particular de Arezzo

Singular es la historia del Campanario, reconstruido 3 veces. El primero se unió a la Catedral, pero las vibraciones de las campanas dañaron las famosas vidrieras del Duomo, por lo que se trasladó más lejos. El segundo fue demolido porque un acuífero lo había hecho inseguro. Finalmente se construyó el actual, que está lejos de la Catedral pero se unió a la iglesia por la construcción de las casas de los custodios.

A comienzos del siglo pasado se reconstruyó el frontis. El interior, original, es de tres naves grandes. Los vitrales de Guillame de Marcillat, la Magdalena de Piero della Francesca pintados en 1465 y la Santísima Trinidad entre los santos Donato y Bernardo de Andrea della Robbia destacan por su belleza. En Arezzo dicen que el Bautismo de Cristo, que decora la Pila Bautismal, es una obra de Donato di Betto Bardi, Donatello.

Basílica de San Domenico

El Gran Crucifijo de Arezzo Crédito bitn.it
El Gran Crucifijo de Arezzo Italia – Crédito bitn.it

El gran Crucifijo de Cimabue (seudónimo artístico de Cenni di Pepo), recientemente restaurado, es el gran atractivo de la Basílica de San Domenico.

La gran cruz, de más de 3 metros de altura, es la primera obra atribuida a Cimabue y la pintó entre 1268 y 1271. El exterior de la Basílica de San Domenico es románico-gótico y tiene una fachada inacabada con un campanario. El interior tiene una sola nave con frescos en gran parte deteriorados, mientras que el altar gótico de la Capilla Dragón todavía es claramente visible. Junto al Crucifijo se encuentra el monumento funerario de Ranieri degli Ubertini de Gano di Fazio, el ejemplo más antiguo de una tumba suspendida en Arezzo.

Las iglesias de Santa Maria della Pieve y Santa Maria delle Grazie

Tienen un nombre similar pero son dos iglesias completamente diferentes: la primera es Santa Maria della Pieve, en el centro de la ciudad. La segunda es Santa Maria delle Grazie, justo fuera de las murallas de Arezzo. Con vistas a la Piazza Grande, el ábside de la Pieve di Santa Maria contribuye a la escenografía general del lugar principal de Arezzo. La fachada principal de la iglesia está escondida en Via Seteria, a la izquierda de la plaza.

Santa Maria della Pieve en Arezzo

Imponente interior de Santa Maria della Pieve en Arezzo - Crédito: visitsavigliano.it
Imponente interior de Santa Maria della Pieve en Arezzo Italia – Crédito: visitsavigliano.it

Tiene cinco arcos ciegos en el sótano y tres órdenes de logias que se levantan sobre 68 columnas. El poderoso campanario a la derecha se llama los 100 agujeros para el procesamiento particular de las ventanas geminadas combinadas en cinco pisos. El interior tiene tres naves con un techo de cerchas. La obra más importante de la Pieve es el Políptico de Pietro Lorenzetti que representa a una Virgen María con el Niño, la Anunciación, la Asunción y 12 santos. El ábside, que da a la Piazza Grande, es románico con arcos ciegos y dos logias superpuestas.

Por estas razones debes visitar Ischia

Santa Maria delle Grazie

Santa Maria delle Grazie  Crédito: discoverarezzo.com
Santa Maria delle Grazie – Crédito: discoverarezzo.com

La segunda Santa María, por otro lado, está un poco fuera de los tours, por lo que es menos conocida pero realmente vale la pena visitarla. Santa Maria delle Grazie se construyó en el lugar donde había un templo dedicado a Apolo y una fuente alrededor de la cual tenían lugar los ritos paganos. Desde 1425 San Bernardino intentó varias veces destruirlo y lo logró recién en 1428.

En su lugar construyó un oratorio donde, entre 1428 y 1431, Parri di Spinello pintó el fresco con la imagen de la Madonna della Misericordia, todavía visible hoy en día. La Virgen está enmarcada por el altar de mármol de Andrea Della Robbia que representa en el tímpano a una Virgen con el Niño entre dos ángeles, en los nichos los santos Lorentino, Pergentino, Donato y Bernardino, mientras que en el frontal está representada la Piedad.

En 1490 se construyó el característico pórtico con el cielo estrellado que golpea la mirada de los que llegan a Santa Maria delle Grazie en Arezzo. Fue diseñado por Benedetto da Maiano inspirado en el Ospedale degli Innocenti de Brunelleschi.

Si has llegado hasta aquí…

…te habrás dado cuenta de que no has tenido que pagar por este artículo, como sí ocurre en muchos otros medios. Por eso tu apoyo económico es más necesario que nunca. Creemos que el turismo religioso debe ser difundido. Si tú también lo crees, haz que sigamos siendo posibles. Dona el precio de un café para que podamos seguir comunicando, ¡muchas gracias!

Crédito imagen de la portada de 5 mejores cosas que hacer en Arezzo Italia Christabelle‧迴紋針 en flickr

Maria Cristina Napolitano
Author: Maria Cristina Napolitano

María es guía local con una licencia oficial de la región de Campania

©2022 Los Cabrera Comunicación ISSN 2683-8435

o

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

o

Create Account